4.1. Los conflictos en Oriente Próximo: la creación del Estado de Israel.


La desaparición del Imperio Turco tras la Primera Guerra Mundial había transformados la faz de Oriente Medio. En esta región existían Estados Independientes como Turquía, Irán e Irak; otros, como Egipto, constituían un Estado Independiente pero con una fuerte presencia militar británica a causa del control del Canal de Suez. Además, una serie de países estaban sometidos al régimen de protectorados internacionales bajo la vigilancia del Francia (Siria y Líbano) y de Gran Bretaña (Palestina). En ese territorio, con esa realidad muy compleja, la decisión internacional de otorgar un espacio para la constitución del Estado de Israel complicó todavía más la situación.

Finalizada la Segunda Guerra Mundial, y en un contexto internacional impactado por el horror del holocausto, los judíos europeos plantearon la necesidad de reagruparse y de poder desplazarse a Palestina, un territorio poblado por árabes, que se hallaba bajo mandato británico y donde ya vivían unos 600.000 judíos que habían ido emigrando allí desde principios del siglo XX. En 1945, la organización Haganah (milicia judía) inició una campaña de agitación y de antentados para forzar la retirada de Gran Bretaña y presionar a favor de la creación de un estado judío. En 1947, una resolución de la ONU propuso la partición de Palestina en dos Estados, uno judío, con el 30% de la población y el 55% del territorio, y el otro palestino. En 1948 terminó el mandato británico y Ben Gurión proclamó el Estado de Israel.

El nuevo Estado judío ni fue reconocido ni por los palestinos ni por los países árabes de la zona. La resolución internacional de crear un Estado judío intentaba solucionar un problema pero creaba otro que daría lugar a un interminable conflicto. La expulsión de los palestinos de los territorios entregados a Israel y su reclusión en campos de refugiados tuvieron como consecuencia el estallido de la primera guerra árabe - israelí (1948 - 1949). La guerra empezó con un ataque de la Liga Árabe (Egipto, Siria, Arabia Saudí, Jordania, Irak, Líbano y Yemen), que fue rechazado por el ejército israelí. En 1949 se firmó un armisticio que suponía el reconocimiento del triunfo absoluto de Israel: reconocía la partición de Jerusalén en dos zonas y otorgaba nuevos territorios a Israel, reduciendo los territorios palestinos a dos pequeñas franjas en la zona de Gaza y Cisjordania, bajo la administración de Egipto y Jordania respectivamente.




mapa.jpg


Vocabulario:

SIONISMO: Teoría política de T. Herlz (1896). Afirma que los judíos constituyen un pueblo con derecho a disponer de un Estado propio que debe ser Palestina.
PANARABISMO: Movimiento nacionalista árabe nacido en el siglo XX. Defiende la descolonización y unidad de la nación árabe en una entidad política común.

Para saber más:
La Declaración de Balfour

En 1917, la Declaración Balfour, firmada por el ministro británico de Asuntos Exteriores, suspuso un fuerte respaldo internacional a la reclamación por parte del sionismo de constituir un Estado judío en los territorios históricos de Palestina y abrió paso a una masiva inmigración de judíos hacia esta región que se hallaba bajo mandato británico.


[[rss url="http://www.elpais.com/rss/feed.html?feedId=17045" link="true" number="10"]]